Psicología transpersonal

Éxito

La psicología transpersonal surge como una respuesta a las tendencias relacionadas con el objeto de estudio de la psicología en la segunda mitad del siglo XX.

A pesar de que no era la primera vez que algún teórico hacía alusión a la importancia del estudio de esta temática, fue durante este periodo cuando se presentó de manera formal la concepción acompañada de sus postulados.

Orígenes de la psicología transpersonal

Como disciplina científica el nacimiento de la psicología transpersonal se da en la década de los 70 en los Estados Unidos.

Aunque diversos científicos se inclinaron por esta nueva corriente de la psicología y realizaron valiosas contribuciones, el padre de esta disciplina y quien de hecho le dio su nombre fue Abraham Maslow.

Cabe destacar que el término transpersonal se refiere a ir más allá de lo personal.

Precisamente esto concuerda con la idea de Maslow, ya que después de la fundación, así como del nacimiento de la psicología humanista este académico concluyó que no existía todavía un enfoque que cubriera todas las áreas de estudio de la psicología.

Para Maslow los métodos de estudio del conductismo y el psicoanálisis obviaban información resaltante acerca de los seres humanos que consideraba valiosa desde el punto de vista psicológico.

La corriente humanista conocida como la tercera fuerza de la psicología, a pesar de que englobaba aquellos conceptos y supuestos relativos al hombre, que le caracterizaban como a un ser integral, carecía de una visión que incluyera a la parte espiritual.

Maslow en conjunto con otros científicos detectó que esta representaba una parte importante del ser humano.

Fundamentos de la psicología transpersonal

En base a lo anteriormente expuesto, Abraham Maslow concedió el nombre a la psicología transpersonal y la bautizó como la cuarta fuerza.

Es importante señalar que para Maslow era necesario que un individuo superase todas las etapas y experimentara el cumplimiento de la totalidad de sus requerimientos hasta llegar a la cúspide de la pirámide de las necesidades.

Relajación

Solo aquellas personas que ya tienen cubiertas todas sus necesidades serán capaces de trascender a otros niveles caracterizados por experiencias místicas o que incluían una comunión con el universo.

Para el psicólogo una ciencia que no incluyera el estudio de la parte espiritual o mística de los individuos carecía del sentido de plenitud.

Por tanto, se propuso por medio de la psicología transpersonal el abordaje de aquellas experiencias que van más allá de lo personal y que llevan a los individuos a obtener avanzados estados de conciencia.

Sin embargo, uno de los principales obstáculos para el desarrollo de esta disciplina se relaciona con sus raíces filosóficas así como con la dificultad para medir por medio del método científico los estados de conciencia planteados por la psicología transpersonal.

La ciencia dedicada al estudio de la existencia humana por medio de la trascendencia del ser proponía que el ser humano debía de trabajar por cubrir todas las necesidades básicas a fin de poder acceder a los estados elevados de conciencia.

Temas de interés para la psicología transpersonal

Para Maslow acceder a estados de conciencia que trascendieran a lo personal formaba parte de las aspiraciones de todo ser humano.

La psicología transpersonal toma en consideración los siguientes temas

  • La expansión de la conciencia, la cual toma como punto de partida a la capacidad de auto actualización.
  • Se interesa por los momentos cúspide de cada ser humano, los cuales se entienden como aquellos instantes con una duración variable de gran importancia para el individuo.
  • La auto actualización.
  • El asombro.
  • La consciencia cósmica que se asocia con el último estadio por medio del cual la persona que experimenta la experiencia se siente como un todo con el entorno y con todo el sistema solar.

Deja un comentario